el dia de ella

El dia de él

El despertador no le sorprendió, aunque lo maldijo igual, ya que gracias a su reloj interno se levantó al baño dos minutos antes de que sonara la alarma y claro eso sentenció a muerte los fantásticos diez minutitos más de sueño antes de levantarse. Tras la puesta a punto inicial del cuerpo, la cabeza demandó su ración matutina de café, de doble carga y muy corto, de lo contrario se negaba a darle órdenes a su cuerpo, así que no… Leer más »El dia de él